Esta es una película muy entretenida, enfocada para mujeres, aunque un hombre con una mente abierta puede disfrutarla igualmente.

La historia se centra en el auto descubrimiento de una mujer de 35 años, divorciada, con la vida acabada, que decide empezar de nuevo en un lugar extranjero, sin amigos, sin familia, sin saber el idioma, lo único que tiene es su fuerza de voluntad, su deseo de salir de ese hueco y de la humillación que le causo su antigua relación y a pesar de que quiere volverse a enamorar toma en cuenta un consejo que le da su primera amiga en Italia: “no lo busques, que el amor o aquello que deseas llegará cuando menos lo esperas” (en otras palabras, claro está).

Frances es una escritora de 35 años casada que descubre que su esposo la engaña con una joven de veintitantos, el problema no es solo eso, aunque no lo crean, resulta que como ella lo mantuvo durante años, mientras él trabajaba en una investigación, tras el divorcio él quiere una manutención o quedarse con la casa que ella compro y remodelo con el dinero de sus padres y de su fuerte trabajo. Creo que esto puede clasificar como la pesadilla de cualquier mujer cuerda.

Destrozada y sin nada se va a vivir a un apartamento amoblado donde los habitantes son personas solteras, quienes no le colaboran mucho en su proceso de curación, así que su pareja de amigas lesbianas le regalan un viaje gay de 10 días por la romántica Toscana. Al principio ella no quería ir, pues no se imaginaba pasar una semana en un país europeo con gays, pero al final decide que tal vez esto pueda ser lo mejor en este momento, pues está al borde de caer al precipicio de la tristeza absoluta, así que empaca su maleta y se va de viaje por la Toscana. Obviamente termina encantada con la ciudad vieja y con un personaje que ve en este lugar quién le llama la atención porque está llena de vida, algo de lo que ella carece en ese momento.

Después de ver un letrero de una casa que está a la venta, decide que tal vez no sea mala idea empezar un proyecto en un lugar tan inspirador como este, así que deja el tour y compra la casa en la villa de Bramasole, contando con la suerte de que el abogado que hizo los papeles de la venta le ayudo con la contratación de personal para los arreglos, pues es una casa de 300 años, así que era necesario realizar muchos cambios. De esta manera conoce a sus nuevos amigos, quienes se convierten en su familia.

Un día mientras hacía unas compras en Roma conoce sin quererlo a un hombre maravilloso, que la hace sentir de nuevo mujer, pero por aquello del tiempo y la distancia no logran concretar nada. Su mejor amiga es abandonada por su novia, quién en embarazo llega a la Toscana, para estar con su Frances, quién le ayuda a superar la separación.

Así que con una nueva familia, nuevos amigos y una nueva vida, sale de su depresión, descubriendo que es una mujer brillante, inteligente y todavía tiene el encanto que una mujer madura puede tener para seguir adelante. Eso sí, al final sin buscarlo y viviendo solo el momento encuentra el amor y con ello su vida es aún más maravillosa.

Lo mejor de esta película son los paisajes de la Toscana, creo que una de las razones por las que me muero por conocer este lugar se lo puedo deber a esta cinta, las actuaciones y los diálogos son interesantes, sobre todo la parte donde Frances habla sobre el remordimiento del comprador, las charlas con el Abogado y con Katherine, quién le da muchos consejos en forma de metáfora, los cuales son geniales, pues la señora es algo loca. También en la película podemos ver un poco como son los europeos mayores y como son los jóvenes, sobre todo los italianos: coquetos, llenos de vida y lanzados, pueden ser muy diferentes a los hombres en el resto de Europa.

La mejor frase y la que perfectamente puede resumir la película, para mi es esta: “Entre Austria e Italia hay una parte de los Alpes llamada Cedrin. Es una zona.. Muy alta.. Increíblemente empinada.

Allí construyeron una vía férrea sobre los Alpes para conectar Viena y Venecia. Hicieron la vía mucho antes de que existiera un tren que pudiera hacer el recorrido. La construyeron.. Porque sabían que algún día.. Llegaría el tren..”. La interpretación se la dejo a cada uno, si buscan en internet muchas personas le dan su propio sentido, piensen en ello y denle una oportunidad a esta cinta.

Ficha Técnica

Titulo Original: Under the Tuscan sun Dirección: Audrey Wells. Países: USA e Italia. Año: 2003. Duración: 115 min. Actores: Diane Lane (Frances Mayes), Sandra Oh (Patti), Lindsay Duncan (Katherine), Raoul Bova (Marcello), Vincent Riotta (Martini), Roberto Nobile (Plácido), Anita Zagaria (Fiorella), Evelina Gori (Cardinale), Giulia Steigerwalt (Chiara), Pawel Szajda (Pawel).

Similar Posts

4 Comments

  1. ES UNA PELICULA GENIAL SIEMPRE QUE ME SIENTO SOLA LA VEO Y LA PARTE QUE DICE
    “Entre Austria e Italia hay una parte de los Alpes llamada Cedrin. Es una zona.. Muy alta.. Increíblemente empinada. Allí construyeron una vía férrea sobre los Alpes para conectar Viena y Venecia. Hicieron la vía mucho antes de que existiera un tren que pudiera hacer el recorrido. La construyeron.. Porque sabían que algún día.. Llegaría el tren..”.ES LA PARTE MASSSS EMOTIVAAA !!!!!

Leave a Reply

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Diana Garcés como responsable de Mi Blog de Cine y TV. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. Legitimación: tu consentimiento.
Destinatarios:los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de KnownHost LLC (proveedor de hosting de Hablando de Sexo) Con domicilio en Delaware, Estados Unidos. Más información en: https://www.knownhost.com/.
Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la Política de Privacidad para mayor información.

Your email address will not be published.