Antes de hacerles la reseña de la película debo confesarles que la primera vez que la vi no me cautivó. Fue como: “¿En serio?”. No recuerdo exactamente qué fue lo que no me gustó, pero lo que sí sé es que no pensaba volver a verla. Porque cuando una película no me gusta, pasó de ella en el futuro. Aunque también es cierto que he aprendido que a veces la primera vez no es suficiente y es necesario darle una segunda oportunidad a algunas películas (muchas veces cambio de opinión, pero otras me mantengo en mi veredicto inicial). Por eso cuando surgió el plan de volverla a ver este fin de semana, ya que la estaban dando en antena, dije: está bien, veámosla, no todo puede ser tan malo. Y debo decirles que me ha gustado. 

Y les diré que vi, que la primera vez pasó desapercibido. Pero para ello, empecemos con la reseña. Ya sabes, si no la has visto deja de leer y en un párrafo en cursiva intentaré contarte qué fue lo que me gustó, sin desvelar mucho de la trama (cosa que dudo, pero haré mi mejor esfuerzo).

Resulta que Hancock es un tipo que tiene ciertos poderes de los cuales carecen los humanos. Vuelva, es rápido, fuerte, inmortal y otras cosas más. Pero resulta que tiene problemas de memoria. No recuerda su pasado y se la pasa tomando y siendo cínico con las personas que “ayuda”.  Aunque más que ayudar lo que hace cada que interviene es destruir un poco más la ciudad, por lo que su deuda con el Estado es bastante grande y la gente no lo quiere ver, así su vida dependa de ello. Sin embargo, el relacionista público Ray Embrey, quien es salvado por Hancock de ser arrollado por un tren, como agradecimiento decide invitarlo a comer en su casa.

Allí, conoce a Aaron, el hijo de Ray, y a Mary su mujer y madrastra del pequeño. El niño adora a Hancock. Tal vez, el único niño que aún lo quiere y lo admira. Pero Mary siente una gran aversión hacia él que se nota desde el principio. A Ray se le ocurre limpiar el nombre de Hancock y ser su manager. Para ello, le propone a Hancock que se entregue a las autoridades para pagar su deuda con la sociedad y con esto empezar a limpiar su nombre. Además, mientras está allí, se puede ir preparando, ya que llegará un momento en que la ciudad lo necesite de verdad y podrá hacer su gran entrada.

Esto fue lo que vi, que no había visto la primera vez. Hancock es un hombre tan brillante, con unos poderes maravillosos, pero tan solo y desubicado. Sin embargo, nunca nadie intentó ayudarle, ver qué pasaba con él. Buscar la razón y el motivo de su actitud. Todo el mundo lo atacaba. Por eso me parece genial que alguien vea que él lo que necesita es con quien hablar, alguien que crea en él y en sus capacidades y que quiera ayudarlo. Para mí, eso es lo mejor de la película y lo que me ha enseñado esta segunda vez que la vi. A veces juzgamos a las personas, pero no sabemos qué ha pasado, por qué motivo se comporta de esa manera. Nunca nos sentamos a preguntarnos qué le pasa y cómo podemos ayudarle. Si lo hiciéramos podríamos ayudar a muchas personas sacando lo mejor que tienen.

Como en este caso. A pesar de la negativa de Hancock va a prisión y a las charlas de rehabilitación obligatorias para manejar su ira. Al principio, todos los que están allí quieren hacerle la vida imposible, pero al fin y al cabo el es fuerte. No por estar en la cárcel va a perder sus poderes. Aunque el primer momento de duda lo tiene cuando Ray le dice que debe estar 10 años en prisión para pagarle al Estado lo que ha dañado. Él decide irse, pero Ray lo convence de quedarse, al fin y al cabo 10 años para él no son nada. Además le recuerda que en cualquier momento lo pueden necesitar y que debe estar preparado. Así que empieza a enseñarle la mejor manera de comportarse con las personas que ayuda. Desde cómo pedir las cosas, dar las gracias, decir por favor y “buen trabajo” a los policías, bomberos y demás personas que ayudan en las situaciones que tal vez él podría trabajar.

Es tanta la presión e insistencia de Ray, que Hancock empieza a cambiar y así un día lo llama el Jefe de Policía para que lo ayude con una situación, pues la delincuencia en la ciudad ha aumentado y la Policía se enfrenta a un atraco en un banco y una balacera a muerte con los asaltantes. Así que se necesitan los servicios de un súper héroe. Es así como llega a escena Hancock. Con un traje que le ha dado Ray, diseñado especialmente para él. Es gracioso ver la actitud que tiene y todo lo que se esfuerza en ser mejor. Pedir permiso, decir “buen trabajo” y salir de la situación tan peliaguda sin víctimas y sobre todo sin daños en la propiedad ajena.

El momento es un éxito. Tanto así que sale de prisión y empieza a pagar su “cuenta” con trabajo a la comunidad (esto me lo he inventado yo, porque en ningún momento lo dicen, pero así lo entendí). Ray para celebrar lo invita a comer, junto con su esposa y allí Hancock les cuenta un poco más de su vida y de cómo un día hace 80 años despertó en un hospital tras haber estado gravemente herido, pero sin recuerdos del pasado. Él cree que antes debió ser una mala persona, porque no hay otra razón para que nadie que lo conociera lo buscara alguna vez. Ray toma unos tragos de más y tras ser llevado a casa, Hancock y Mary empiezan a hablar hasta tener una discusión. En ese momento ella se molesta tanto que “expulsa” a Hancock de su casa y demuestra así que, al igual que él, tiene poderes.

Hancock no se da por vencido y decide que ella le cuente qué son y de qué se conocen. Ella le cuenta que son muy viejos. Tienen más de 3000 años y son los únicos de su especie, por ello siempre son atraídos y vínculados. Sin embargo, le oculta información, por lo que Hancock decide contarle a Ray, pero ella se enoja demasiado, ya que no quiere que su marido sepa su situación. Aquí pasa la cosa más estúpida de la película. Se arma una pelea entre ambos y con ella destruyen gran parte del centro de los Angeles y desde luego, salen en todos los canales de televisión. Obviamente Ray reconoce a su mujer y no puede creer que tenga poderes similares a Hancock. Cuando habla con ella, descubre que no solamente tienen los mismo poderes, sino que son esposos. Algo que ella no le había dicho a Hancock.

Ray se siente traicionado y prácticamente la hecha de casa, al igual que ha Hancock. Quien tras ese momento tienen un recaída y piensa volver a la bebida, pero al entrar en la licorera hay un atraco y tras retener a los malandros, es herido gravemente y llevado a la clínica. Mientras tanto Red Parker (el cabecilla del robo que detuvo) escapa de prisión junto con tres cómplices que quieren acabar con Hancock. En el hospital Mary habla con Hancock y le cuenta por qué motivo se alejo de él y cómo era su vida juntos, además de todo lo que se amaban. Él nunca fue una mala persona, simplemente no deben estar juntos, por el bien de ambos. Estando en esas llega Parker y dispara a Mary, quien intenta defender a Hancock, hiriéndola gravemente. Hancock se enfrenta a los tres ex-presidiarios, quedando al final casi muerto. Cuando reacciona escapa del hospital, tan lejos como puede. Para que así tanto Mary como él puedan recuperarse y sobrevivir a las heridas.

Al final, Hancock se va a vivir a New York, siendo un ciudadano modelo y súper héroe de tiempo completo. Mientras que Mary continúa con Ray y su pequeño hijo. Hancock en la distancia ayuda a su amigo, dando publicidad a la campaña “Todo corazón” que quería iniciar para ayudar a las empresas a ser más solidarias. Esto como una muestra de cariño y agradecimiento por todo lo que hizo por él.

Sí, no quedan juntos. Pero los súper héroes casi siempre están solos. Sin embargo lo interesante de la película es ver como alguien puede creer que es malo porque nadie le reconoce o sencillamente porque todos piensan que es malo. Se necesita simplemente una persona que vea lo bueno en ti, para que vuelvas a creer y salgas de ese pozo.

Así que a pesar de las malas críticas y de que no me gustó al principio. Creo que el mensaje es genial y ahora me gusta y por eso me he motivado a escribir sobre ella y a ti ¿Qué te parece Hancock?

Ficha Técnica de Hancock

Dirección: Peter Berg
Año: 2008
País: Estados Unidos
Duración: 92 min.
Género: Superhéroes, Ciencia ficción, Comedia
Protagonistas: Will Smith, Charlize Theron, Jason Bateman

Similar Posts

Leave a Reply

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Diana Garcés como responsable de Mi Blog de Cine y TV. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. Legitimación: tu consentimiento.
Destinatarios:los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de KnownHost LLC (proveedor de hosting de Hablando de Sexo) Con domicilio en Delaware, Estados Unidos. Más información en: https://www.knownhost.com/.
Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la Política de Privacidad para mayor información.

Your email address will not be published. Required fields are marked *